Justin Turner opaca festejo de los Dodgers por celebrar contagiado de COVID-19

Justin Turner opaca festejo de los Dodgers por celebrar contagiado de COVID-19

La oficina del comisionado de las Grandes Ligas abrió una investigación contra el tercera base de los Dodgers de Los Ángeles, Justin Turner, quien rompió los protocolos sanitarios de COVID-19 en el sexto juego de la Serie Mundial donde su equipo conquistó el título sobre las Rayas de Tampa Bay.


Turner fue sacado del partido en la séptima entrada cuando Grandes Ligas recibió la notificación del laboratorio que confirmaba que el jugador había dado positivo a la prueba de SARS-COV-2, sin que los Dodgers dijeran el motivo de su salida cuando fue sustituido. Fue puesto en aislamiento en una sala médica y el personal de seguridad le pidió que permaneciera ahí.


Sin embargo, cuando su equipo conquistó su primer campeonato de la Serie Mundial desde 1988, Turner ignoró las recomendaciones y salió nuevamente al terreno de juego para unirse al festejo de sus compañeros; se quitó el tapabocas para posar con el equipo en una foto alrededor del montículo, también abrazó y saludó a miembros del staff y de su familia.


En un comunicado, Grandes Ligas dijo que se aplicaron los protocolos correspondientes pero el pelotero de 35 años optó por ignorar las órdenes que se impartieron para velar por la salud y seguridad de otros, poniéndolos en riesgo. Aún se desconoce la sanción de que sería objeto y si estos hechos derivarán en más personas contagiadas.

 

Notas Relacionadas:

Los Dodgers se coronan en las Grandes Ligas con sabor mexicano

 

 

También te puede interesar: